domingo, 20 de octubre de 2013

La importancia del reconocimiento médico deportivo

Un reconocimiento médico deportivo es un examen que cumple tres objetivos:
  • ayudar a detectar si existe alguna patología que contraindique o condicione la práctica deportiva.
  • ayudar a detectar problemas que precisan corrección, pero que no contraindican de por sí la práctica deportiva.
  • ayudar a comprobar el nivel físico del deportista y poder orientarle en cuanto al nivel de exigencia física al que se debe someter para mejorar.


Todo reconocimiento médico consta de tres partes:


Historia médica
Resume los antecedentes médicos, mediante una encuesta, que se realiza verbalmente por el médico o se puede rellenar en casa. Son preguntas sobre problemas de salud en los familiares y en el propio deportista. Es una parte muy importante del reconocimiento que pone al médico en antecedentes para que conozca las características del deportista.

Exploración física
Se valoran estatura y peso, tensión arterial y pulso, se ausculta el corazón y los pulmones, se evalúa la postura, las articulaciones, la fuerza y la flexibilidad, entre otras exploraciones.

Pruebas complementarias
Puede completarse el estudio con un electrocardiograma, una prueba de esfuerzo donde se puede analizar el funcionamiento del corazón con el esfuerzo y su respuesta al mismo, y un ecocardiograma. Si se realizan otros test dependerán del objetivo final del reconocimiento: antropometría, mediciones de fuerza…

¿Por qué es importante el reconocimiento médico deportivo?
Pese a que algunas personas subestiman la necesidad de realizarse un reconocimiento, éste puede ayudar a identificar problemas de salud que podrían interferir con determinadas prácticas deportivas. Algunas pueden contraindicar el ejercicio (como un síndrome de Marfan), otras permitirán hacer ejercicio con tratamiento (el asma). Pero además el reconocimiento puede generar algunos consejos para el entrenamiento y/o para la prevención de posibles lesiones.

¿Cuándo debería someterme a un reconocimiento médico deportivo?
En general, sería suficiente con someterse a un reconocimiento médico deportivo una vez al año, o incluso cada dos según la recomendación que haga el médico. El porcentaje de casos en los tras un reconocimiento médico deportivo se recomiende no hacer deporte por padecer alguna patología es muy bajo. La finalidad es garantizar una práctica deportiva segura.

Sin embargo no debes pensar que los resultados normales de un reconocimiento descarten que en el futuro pueda aparecer algún problema. Por eso se recomienda una periodicidad del mismo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Seguidores